En los hatos es donde comienza el proceso de producción de todos los productos lácteos. Por tanto, la actividad del ordeño juega un papel muy importante en dicho proceso. He aquí unas pautas para lograr del ordeño una actividad pulcra y de la cual resulte una leche en óptimas condiciones:

1. ARREO DE LAS VACAS HACIA EL CORRAL

Hágalo en la forma más tranquila posible. No debe gritarles, pegarles ni utilizar perros que acosen o muerdan a las vacas. Tenga en cuenta que las vacas que llegan tranquilas al corral bajan muy bien la leche. En caso contrario, retienen la leche en la ubre y esto aumenta el riesgo de mastitis.

2. HIGIHENE PERSONAL

Mantenga las uñas cortas y limpias. Lave y desinfecte sus manos antes de comenzar el ordeño y por cada vaca ordeñada. No fume durante el proceso de ordeño. Use gorro o sombrero para evitar que caigan pelos en la leche. Si se encuentra enfermo no ordeñe. Recuerde que usted produce uno de los alimentos más importantes para la alimentación humana.

3. RUTINA DE ORDEÑO Un punto importante para la calidad de la leche es tener pezones limpios y secos antes de comenzar el ordeño. Respete una rutina de horarios, para ordeñar las vacas. Evite mojar la ubre, lave solamente los pezones, con una solución desinfectante adecuada. Seque los pezones. No lubrique los pezones con leche, espuma u orina de las vacas. El tiempo de ordeño no debe sobrepasar las 3 horas. No envíe leches con presencia de calostro. Filtre la leche al depositarla en la cantina o tanque de enfriamiento. Deposite las leches que se vayan obteniendo en el ordeño inmediatamente al tanque de enfriamiento.

4. SANIDAD EN EL ORDEÑO

Al iniciar el ordeño, el ternero debe ser sujetado teniendo en cuenta que esta práctica se realiza como estimulo para la bajada de la leche y como elemento de retiro de suciedades en el pezón. Permita que el ternero succione los 4 pezones. Observe los primeros chorros de leche y verifique la existencia o no de grumos. Si hay grumos deje el animal para ordeñado al final y no mezcle la leche con la de animales sanos. Si hace el procedimiento adecuado, estará mejorando la calidad de su producto, por lo tanto recibiendo mayores ganancias.

5. MASTITIS SUBCLINICAS

El indicador de mastitis subclínicas es la determinación de células somáticas en la leche. Por cada caso de mastitis clínica, hay en el hato de 15 a 40 casos de mastitis subclínica, que solo serán identificados si se hacen los análisis de las vacas en producción. Realice en el hato periódicamente el (CMT) California Mastitis Test; Esto le ayudara a Identificar los casos positivos de mastitis subclínicas. Recuerde que en la mastitis subclínica el animal no está mostrando ningún síntoma; todos los indicios son detectados por el (CMT) California Mastitis Test.

6. MASTITIS CRONICAS

Asesórese por un profesional calificado, identifique y aísle las vacas que presenten mastitis crónica. Las vacas que presenten mastitis crónicas permanentemente diseminan bacterias en todo el hato, y en general nunca se curan. Descarte toda la leche producida por las vacas tratadas con antibióticos durante el tiempo recomendado para cada producto, y deje para el final del ordeño las vacas enfermas. La utilización de medicamentos en la producción pecuaria conlleva, a respetar el tiempo de retiro, para bajar el riesgo de la presencia de residuos que deterioran la calidad e inocuidad de los productos.

7. DESPUES DEL ORDEÑO

Lave y desinfecte de forma inmediata todos los utensilios utilizados en el ordeño. Utilice agua caliente para que los detergentes actúen correctamente. Se utilizan con diferentes periodicidades dos tipos de detergentes: Detergente Alcalino: Que elimina los residuos de grasa de la leche en los utensilios del ordeño (2 cm. x litro de agua) 2 Lts. de la solución por cantina. Detergente Acido: Que retira los residuos de minerales de la leche presentes en las cantinas, baldes y filtros (3 cm. x litro de agua) 2 Lts. de la solución por cantina. Los utensilios después de lavados y desinfectados no los deje en el corral del ordeño ya que se contaminan.

8. INSTALACIONES

Las condiciones higiénico-sanitarias de las instalaciones de la finca constituyen un punto de partida para garantizar un producto con la mejor calidad. Retirar diariamente el estiércol y depositario en un sitio adecuado. Encalar los pisos de las vaqueras para evitar la proliferación de moscas. Mantenga los accesos a los corrales de ordeño firmes y secos para evitar que las ubres se contaminen. Las instalaciones de las casetas de enfriamiento deben mantenerse limpias y ordenadas. Las instalaciones del tanque de enfriamiento no debe ser utilizada para otra labor diferente, a la de albergar el tanque.

Fuente. Aqui

[author] [author_image timthumb=’on’]http://salesganasal.com/img/autor_ganasal.png[/author_image] [author_info]Servicio al Cliente– En GANASAL, nos hemos propuesto satisfacer las necesidades de nuestros clientes. Por esta razón brindamos asesorías y respuesta a sus inquietudes en el menor tiempo posible. Consultar[/author_info] [/author]Ganasal.com

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*